Testimonio: Me convertí en mamá y fui castigada en mi trabajo. No aguanto más

Hace nueve meses fui mamá de una pequeñita hermosa y que adoro. Pensé que ya no lo sería por mi edad, tengo 43 años. Es mi primera hija y quizás la única. Estuve fuera de mi trabajo por un año entre mi pre y post natal que prolongué por tres meses más.
Este lunes retomé mi trabajo y ha sido frustrante y triste. Me he sentido desplazada de mi lugar que tenía antes. Soy profesional de la educación, bien catalogada, pero hoy sentí que me castigaron por haber sido madre y haber prolongado un tiempo más para poder estar con mi pequeña.
Me bajaron mis horas  de clases pero me mantienen las de contrato por mi fuero maternal, pero eso ha significado que debo realizar otros trabajos que no me corresponden para llenar mis horas.
Me he sentido casi con un látigo en la espalda y diciéndome “trabaja que para eso te pagamos.”, ya estuviste relajadita un año, ahora te toca trabajar”.
Además de esto, he tenido que ir haciendo la adaptación de la sala cuna de mi bebé, por lo tanto mi hora  de lactancia las pedí en las mañanas, y ha sido complicado separarme de ella. Ya se me enfermó porque esá resfriada. Por lo tanto, me ha costado organizarme con ambas cosas, pega, y mamá, a eso sumarle el trabajo en casa.
Por suerte mi pareja se compromete con algunas cosas domésticas.
Siento que me han vulnerado todos mis derechos por haber sido mamá. Al conversar con amigas y colegas de lo que he sentido en esta semana, todas me dijeron que han sentido lo mismo y que han pasado por esto, por ende me cuestiono realmente si en esta sociedad se ha avanzado realmente en los derechos laborales de la mujer y sobre todo de la madre y mujer trabajadora.
No hay empatía, te hacen sentir culpable por tomarte lo que te corresponde por ley que son tu pre y post natal, te hacen sentir que tu trabajo no sirve y que ojalá se te acabe el fuero para echarte.
Nunca me había sentido tan humillada y desplazada. No quiero volver a este trabajo, donde todos te miran como que casi te han echo un favor.
Gabriela A.

Constanza Diaz

Perfectamente imperfectas es un lugar para mujeres reales, sin filtro. Un lugar de información, desahogo y entretención. Perfectamente imperfectas es una revista digital con noticias, actualidad, tendencias, columnas y mucha información de vanguardia para las mujeres que se atreven a decir lo que piensan. Las cosas tal y como son. Sin maquillaje.