Niños y el cuidado de sus dientes

Por: Davorka Pavic Moscópulos
Más que el cuidado específico de los dientes, debemos cuidar la boca de nuestros niños, ya que debemos realizar una limpieza desde antes de la aparición de los dientes.
Demás está decir que debemos lavar muy bien nuestras manos antes de comenzar.
Cuando aún no tienen dientes, debemos limpiar sus encías, paladar y lengua con una gasa húmeda con agua hervida tibia envuelta en nuestro dedo índice o con unos dedales de silicona que yo personalmente los encuentro súper cómodos.
Al aparecer el primer diente, debemos lavarlo con un cepillo dental (los clásicos y que casi todas las marcas comerciales los tienen clasificados por edad o etapas).
Éste lavado, lo realizaremos 3 veces al día, con suavidad. Creo que es bueno hacerlo si o si, posterior a las 2 comidas principales, para que el niño cree el hábito y asocie que después de comer, hay que lavarse los dientes.
No existe un consenso sobre la efectividad y seguridad del uso de pastas fluoradas en niños preescolares. Principalmente por la posibilidad de desarrollar fluorosis, que más que un problema de salud, es un tema de estética (manchas blancas en los dientes).
Ahora yo voy a darles mi opinión. Pero es importante que sus niños sean evaluados por un dentista antes del año de vida, así tendrán una indicación personalizada.
Si es que realmente nos preocupamos de la higiene y de una dieta libre de alimentos cariogénicos, deberíamos incluir la  pasta dental desde los 2 años y en una pequeña cantidad (grano de arroz).
Y a partir de los 6 años, esta cantidad debe ser del tamaño de una arveja. Con pastas dentales que contengan una concentración de flúor de 1000ppm (esto lo pueden ver en el reverso de los envases, donde se indican los ingredientes).
Además del cepillado, si su pequeños presentan los dientes juntos, es necesario que limpiemos entre esos dientes con seda dental.
Debo recalcar que es muy importante que cepillen los dientes de sus niños después de la mamadera nocturna.
Es muy útil para las mamás hacerlos dormir tomando esta leche, pero es uno de los principales factores de caries.
Debemos incentivar el hábito del cepillado con técnicas muy simples.
-Dejarlos que elijan el cepillo dental. O si son muy pequeños, buscar cepillos con sus personajes o colores favoritos.
-De igual forma, que elijan la pasta de diente (dentro de las indicadas para niños).
-Inventar canciones especiales para ese momento.
-Buscar o confeccionar juntos algún temporizador (de 2 minutos aproximadamente).
-Cepillarnos con ellos o que nos vean hacerlo.
-Si quieren cepillarse solos, dejarlos. Pero después debemos comprobar que lo hayan hecho bien, aprovechando de retocar cualquier cosa.
Crear el hábito de la higiene bucal es una tarea complicada, pero una que traerá muchos beneficios.
Muchas personas relatan que el dentista es caro, pero el descuido es el más caro.


Davorka Pavić Moscópulos

Odonotóloga

Constanza Diaz

Perfectamente imperfectas es un lugar para mujeres reales, sin filtro. Un lugar de información, desahogo y entretención. Perfectamente imperfectas es una revista digital con noticias, actualidad, tendencias, columnas y mucha información de vanguardia para las mujeres que se atreven a decir lo que piensan. Las cosas tal y como son. Sin maquillaje.