Viajes: Nueva York, una ciudad que te atrapa y no te suelta

La ciudad de Nueva York (NYC) es la ciudad más popular de Estados Unidos y es la segunda ciudad en el continente americano de más concentración urbana después de la Ciudad de México. Conocida como la Gran Manzana (Big Apple), Nueva York es considerada una ciudad global por su influencia mundial a nivel de los medios de comunicación, entretenimiento, artes y moda, y por esto y por mucho más es que vale la pena conocer.

Manhattan es el distrito más importante y poblado de los 5 condados que tiene Nueva York y es tan famoso que muchos creen que Nueva York es Manhattan. En esta área se concentra alrededor del 90% de las atracciones de toda la ciudad y por eso se le considera el corazón de la Gran Manzana. Sus sitios icónicos incluyen rascacielos como el Empire State Building, el Times Square iluminado con grandes cantidades de luces neón, y los famosos teatros Broadway.

Y de las muchas cosas que Nueva York ofrece y basándome en mi más reciente viaje, preparé una lista de sitios que visité que espero te sean útiles y prácticos.

Pero antes recuerda que si viajas desde otro país debes pedir tu visado con tiempo y un seguro de viajes (para cubrir gastos médicos, pérdida de equipaje, etc), verifica además que tu pasaporte esté actualizado, que la reservación de tu hotel esté confirmada, y una de las primeras cosas que deberás hacer también es cambiar la divisa de tu país a dólares USA.

El clima en Nueva York cambia en cuestión de horas. Durante la primavera (Marzo-Junio) hay aún rastros de invierno y llueve esporádicamente, el verano (Junio-Septiembre) es muy caluroso y húmedo, el otoño (Septiembre-Diciembre) es más fresco y seco, y visitar esta ciudad durante el invierno (Diciembre-Marzo) implica que debes estar preparado(a) para soportar mucho frío, incluso hasta la nieve. Mi recomendación es que dependiendo de la época del año en que decidas viajar que la ropa que lleves, zapatos y accesorios sean adecuados y muy cómodos.

Una de las primeras cosas que hacemos al llegar a Nueva York es conocer el famoso Times Square que es el destino preferido de todo turista, y la intersección más comercial y de mayor entretenimiento de toda la ciudad. Es también considerado, desde 1907, el lugar favorito para celebrar la llegada del nuevo año cuya tradición hoy día se transmite en vivo por TV a decenas de millones de personas en todo Estados Unidos. Times Square se extiende al norte y al sur desde la calle 40 (40th St.) hasta aproximadamente la calle 52 (52nd St.) y al este y oeste desde la avenidas 8 (8th Ave) hasta la 6 (6th Ave). La calle 42 (42nd St.) es la más famosa ya que cruza Manhattan que, como mencioné anteriormente, es un área muy conocida de Nueva York.

Para algunas personas ir de compras es tan importante como salir a comer, y aquí entre las calles 34 (34th St.) y 59 (59th St.) encontrarás el sitio ideal, incluso si no planeas usar tu tarjeta de crédito en tiendas caras y de alto nombre, un paseo por la Quinta Avenida (5th Ave) es prácticamente obligatorio.

El Rockefeller Center es una icónica plaza que tiene bellas esculturas, vista de pecera del estudio de noticias NBC, pista de patinaje (en la temporada de invierno), y una gran variedad de tiendas y restaurantes. Aunque es un área que siempre está llena de visitantes, bien vale la pena venir aunque sea solo una vez. Al subir a la plataforma de observación del Rockefeller (Top of the Rock Observation Deck) podrás disfrutar de unas espectaculares vistas de Manhattan y también de un recorrido por el icónico edificio si compras el boleto de entrada combinado. El Rockefeller Center está ubicado en el centro de Manhattan, entre la Quinta avenida (5th Ave) y la Sexta (6th Ave).

Para una tarde familiar recomiendo el Parque Central (Central Park) que es mitad sala de conciertos, mitad parque, mitad museo, y es una de las atracciones más notables de la ciudad y donde también puedes venir a hacer ejercicios, a cenar, ir al zoológico y demás. Está ubicado en el corazón de Manhattan, justo al norte del centro de la ciudad y se extiende desde la calles 59 (59th St.) hasta la 110 (110th St.) y bordeada por las avenidas 8 (8th Ave) y 5 (5th Ave).

Ubicada en la Quinta avenida (5th Ave), la Catedral de San Patricio (St. Patrick’s Cathedral) se encuentra en medio del bullicio de Nueva York, y no importa si no eres católico o religioso, porque al visitarla te vas a sentir impresionado(a) por su belleza y arquitectura. Si no tienes tiempo para llegar recuerda obtener una excelente vista panorámica desde la plataforma de observación del Rockefeller Center.

El Monumento y Museo Nacional del 11 de Septiembre (National September 11 Memorial & Museum) sirve como tributo a las víctimas de los ataques terroristas que ocurrieron en esta ciudad en el 2001. Dos piscinas reflectoras con cascadas artificiales descansan donde alguna vez estuvieron las Torres Gemelas del Centro Mundial de Comercio (World Trade Center) y cada piscina está encerrada en paneles de bronce donde están inscritos los nombres de cada uno de los fallecidos. Al monumento y al museo puedes llegar a través de las paradas del tren (subway) en la calle Fulton, y para información adicional, precios (del museo) y horarios puedes ingresar a su página oficial en el internet.

Muy impresionante es ver el Centro Mundial de Comercio Uno (One World Trade Center) que es el edificio más alto de América y el sexto más alto del mundo, y que lleva el mismo nombre que la Torre Norte, destruida en los ataques terroristas. El nuevo rascacielos se encuentra en la esquina noroeste del sitio original del Centro Mundial de Comercio y está localizado en la calle Fulton muy cerca del monumento.

En la calle Greenwich quedarás fascinado(a) con el ‘Oculus’, una enorme estructura formada por pequeñas varas de acero blanco que se elevan desde debajo del suelo formando una cúpula elíptica sobre una gran explanada. Representando a una paloma tomando vuelo y diseñada por el español Santiago Calatrava, el Oculus sirve como la pieza central a la estación de trenes del Centro de Transporte (World Trade Center Transportation Hub) que recibe a miles de personas que viajan diariamente desde diferentes ciudades hacia Nueva York, y al Westfield Word Trade Center que es el centro comercial más grande de Manhattan, convirtiendo en toda esta área en el punto focal de la ciudad.

El Barrio Chino de Manhattan (Manhattan Chinatown) tiene la población étnica china más grande fuera de Asia y es el más antiguo y conocido barrio chino de los doce que hay en el área metropolitana de Nueva York. Es ideal para comprar a buenos precios, comer, conocer de su historia y cultura, pero también puede ser un poco confuso para quienes lo visitan por primera vez. Este barrio no tiene fronteras definidas, pero está bordeada por las calles Hester al norte, Worth al suroeste, East Broadway al sureste, Essex hacia el este, y Lafayette al oeste. Si deseas explorar el Barrio Chino a tu propio ritmo puedes buscar un mapa en el kiosko para visitantes que te ayudará a llegar a sus  principales atracciones y restaurantes.

La Pequeña Italia (Little Italy) es otro barrio en el Bajo Manhattan que una vez fué conocido por su gran población de italo-americanos y que hoy día recibe diariamente a miles de turistas en busca de tiendas de recuerdos, restaurantes y panaderías tradicionales. La Pequeña Italia limita al oeste con los barrios Tribeca y Soho, al sur con el Barrio Chino, al este con la calles Bowery y Lower East Side, y al norte con el barrio Nolita.

Y situado en una vía férrea abandonada en el lado oeste de Manhattan, el High Line es un parque de casi 1½ millas (2.41 kms) de largo que se extiende sobre tres de los barrios más animados de la ciudad a 30 pies sobre el nivel de la calle. Este lugar ofrece hermosas vistas panorámicas del río Hudson y el paisaje urbano de Manhattan, pero esta no es la única razón por la que los visitantes acuden a este bien cuidado espacio, aquí también encontrarás instalaciones de arte público en continuo cambio, vendedores de comida local e internacional y una extensa área para tomar el sol. El High Line se divide en tres secciones, la primera sección se extiende desde la calle Gansevoort hasta el oeste en la 20 (20th St.), la segunda abarca todo el camino hasta el oeste en la calle 30 (30th St.), y la tercera se extiende desde el oeste en la 30 (30th St.) hasta la oeste en la 34 (34th St.). La entrada al High Line es gratis, pero el horario varía según la temporada.

La Estatua de la Libertad es una escultura neoclásica de cobre localizada en Liberty Island que fué recibida por Estados Unidos como regalo del pueblo de Francia convirtiéndose en un ícono de la libertad y del país, y un espectáculo acogedor para los visitantes que llegan de otros estados y del extranjero. Para visitar la estatua hay dos opciones, la forma más popular consiste en esperar al menos 90 minutos por el ferry que va desde Battery Park en el Bajo Manhattan hasta Liberty Island, pero muchos se quejan de las largas y desorganizadas filas, además del precio, por lo que es mejor ir lo más temprano posible o tomar otro ferry desde Nueva Jersey en Liberty State Park. Si no cuentas con mucho tiempo, también puedes disfrutarla sin tomar el ferry desde Battery Park o desde el High Line.

Y con toda esta información la pregunta que seguro te estás haciendo ahora es: “Cómo me transporto de un lugar a otro en Nueva York?”, pues te cuento que es muy fácil. La opción más conveniente es por taxi, y la más económica y rápida viene siendo el tren (subway). En Nueva York los taxis son ampliamente reconocidos a lo largo y ancho de la ciudad, los amarillos recogen pasajeros en cualquier punto de los 5 condados, y los verdes están accesibles solamente en el Alto (Upper) Manhattan, el Bronx, Brooklyn, y Queens. El tren es uno de los principales medios de transporte de la ciudad, son muy seguros, y funcionan 24 horas al día, 7 días de la semana. En Mahattan la mayoría de los trenes opera bajo tierra, pero en otros distritos operan en vías elevadas, y para saber como funcionan al menos debes entender un poco la geografía de la ciudad y conocer las rutas (routes) y líneas (lines). Dentro de la nomenclatura del tren, la ‘línea’ es la vía férrea que utiliza una ‘ruta’ de tren en su camino de una terminal a otra. Las rutas se distinguen por una letra o un número y las líneas tienen nombres. Los mapas muestran las principales calles de la ciudad como una ayuda para la navegación, pero si se te hace muy complicado leerlo, puedes instalar en tu celular la applicación “moovit” que te ayuda con direcciones y horarios de una manera más fácil y dinámica.

Y tú, ya estas listo(a) para conocer Nueva York?
FRANCES

Constanza Diaz

Perfectamente imperfectas es un lugar para mujeres reales, sin filtro. Un lugar de información, desahogo y entretención. Perfectamente imperfectas es una revista digital con noticias, actualidad, tendencias, columnas y mucha información de vanguardia para las mujeres que se atreven a decir lo que piensan. Las cosas tal y como son. Sin maquillaje.