Quiéranse

Una mujer no debe ser pisoteada jamás.
Bajo ninguna circunstancia.
Una mujer debe valorarse siempre y no dejarse humillar por nadie.
Una mujer debe saber decir que no.
Una mujer no debe dejarse tiranizar por un hombre.
Y tampoco debe permitir que ese hombre la extorsione.
No hay razón alguna para aguantar vejaciones.
Una mujer no debe ser el gomero de nadie.
Un gomero que es sólo decoración pero que no tiene derecho a voz ni a voto y que debe de pedir permiso hasta para respirar.
No más mujeres gomeros. Sometidas y tiranizadas por hombres machistas.
¿Y por qué?
Porque se dejan. Porque no se atreven a romper y salir del círculo del tirano. Porque han vivido siempre así.
Porque desde chicas vieron a madres gomeros sometidas por un padre dominante y maltratador.
Mujeres que no pueden decidir nada en casa.
Maridos que deciden todo por ellas.
He tenido amigas gomeros. Suegras gomero.
Y créanme, ni por todo el dinero del mundo, vale la pena convertirse en mujer gomero.
Saquen fuerza, mujeres.
Respétense.
Quiéranse.
Valórense.
Alcen la voz.
Las mujeres no somos adornos. No somos trofeos.
Libérense.
Aunque en ese camino de liberación, se queden solas.

Constanza Díaz

Constanza Diaz

Perfectamente imperfectas es un lugar para mujeres reales, sin filtro. Un lugar de información, desahogo y entretención. Perfectamente imperfectas es una revista digital con noticias, actualidad, tendencias, columnas y mucha información de vanguardia para las mujeres que se atreven a decir lo que piensan. Las cosas tal y como son. Sin maquillaje.

Pin It on Pinterest