Querida mamá, la maternidad a veces agobia y es normal

Tal vez nunca lo escuchaste porque nadie se atreve a decirlo, pero hoy quiero decirte que ser mamá no siempre es mágico ni maravilloso. Hoy quiero decirte que ser mamá es agobiante y extenuante. Nadie lo dice porque ninguna mamá “buena” debería de tener estas emociones pero sí, si las tenemos todas y es completamente normal.

Por favor, no te sientas una mala madre por tener días difíciles y por cuestionarte como mamá. A todas nos ha pasado lo mismo pero unas lo llevan y lo disimulan mejor que otras. Ser madre no es fácil y hay días que quisieras olvidar. A ser madre no se puede renunciar y sólo tenemos que aprender que tener días malos no te convierte en una mala madre, al contrario, te da la posibilidad de aprender y hacerlo mejor al día siguiente. Porque en este trabajo todos los días aprendemos algo nuevo y, junto a nuestros niños crecemos un poco más. Hay días que son horrrorosos, angustisntes. Hay días en que te sientes tan mal que quisieras lanzar la toalla. Y es normal. No existe la madre perfecta y todas tenemos días buenos y otros malos. Es importante que sepas que no eres la única y que es normal. Siéntate, respira, sale a caminar. Recarga energías y paciencia. Un día a la vez. Lo lograrás.

Constanza Diaz

Perfectamente imperfectas es un lugar para mujeres reales, sin filtro. Un lugar de información, desahogo y entretención. Perfectamente imperfectas es una revista digital con noticias, actualidad, tendencias, columnas y mucha información de vanguardia para las mujeres que se atreven a decir lo que piensan. Las cosas tal y como son. Sin maquillaje.

Pin It on Pinterest