Querida mamá, cuando me veas superada no me digas que es sólo una etapa y que la voy a extrañar, porque no la extrañaré para nada

Dentro de todas las frases aprendidas y clichés sobre la maternidad hay una que no comparto y más aún, me molesta:

-Es una etapa, la vas a echar de menos cuando crezcan.

¡No! No la voy a echar de menos. No veo cómo podría extrañar las noches en vela y el dormir, con suerte, tres horas seguidas. Despertar en calidad de zombi y quedarme dormida parada durante el día. No veo cómo podría extrañar aquellos berrinches por todo y por nada que me agotan, si bien intentó mantener la calma y contener a mi pequeño desbordado, me cansan, me ponen tensa. Me dejan sin energía alguna. ¿Cómo, en mi sano juicio podría extrañarlo en unos años más?

¿cómo podría extrañar el puerperio y disfrutar la soledad que como mujer sentimos, los múltiples sentimientos que nos invaden, la inseguridad, las ganas de llorar y salir huyendo?

No, eso no lo extraño y no lo extrañaría jamás.

Yo sé que muchos tratan de ayudar con ese tipo de frases pero esperen un segundo y mejor no las digan porque no ayudan en nada y no son verdad. A veces, lo único que necesitamos es un abrazo y nada más. Las frases clichés son sólo eso y todas las sabemos de memoria.

Constanza Díaz

Constanza Diaz

Perfectamente imperfectas es un lugar para mujeres reales, sin filtro. Un lugar de información, desahogo y entretención. Perfectamente imperfectas es una revista digital con noticias, actualidad, tendencias, columnas y mucha información de vanguardia para las mujeres que se atreven a decir lo que piensan. Las cosas tal y como son. Sin maquillaje.

Pin It on Pinterest