Lo que ocurre cuando llegas a los 40

1. Te importa un pepino lo que la gente piense de ti.
2. No te esfuerzas por caerle bien a todo el mundo porque te das cuenta, finalmente, que es imposible caerle bien a todo el mundo y tampoco te interesa.
3. Tus amigas que no te fallan jamás son las de tu primera infancia y juventud. Las que te vieron crecer. Enamorarte por primera vez. Con las que fuiste a las primeras fiestas y con las que probaste tu primer cigarro escondidas en tu pieza. Con la ventana abierta y jurando que nadie las iba a pillar.
4. A los 40 años ya no te queda paciencia para pelotudos o pelotudas y no te interesa aparentar nada. Tú eres como eres y estás contenta así. Te sientes segura de ti misma. Y contenta en ésta, la mitad de tu vida.
5. A los 40 años no tienes pelos en la lengua: dices lo que piensas y no te vas con evasivas.
6. Si es que estás soltera, no tienes paciencia para hombres no resueltos, que no saben adónde están parados ni para adónde van. Ya no eres la mujer que buscaba y esperaba e incluso, a veces, rogaba. No. A los 40 años si te encuentras con un tipo que no sabe si te quiere o no, aplicas el botón huir de manera inmediata. Y es que ¡no hay paciencia y TÚ eres maravillosa!
7. A los 40 disfrutas quedándote en casa un sábado por la noche. Disfrutar de tus hijos. Una rica conversación con tu pareja. Un buen vino. Nadie te apura y no tienes la urgencia de salir hasta la madrugada como lo hacías antes.
8. A los 40 te das cuenta que la vida es corta y bonita pese a sus dificultades. Aprecias a tus padres y aprecias lo que hicieron aunque se hayan equivocado un millón de veces. Te das cuenta que no hay tiempo que perder en cosas que no valen la pena por lo que ya no te da miedo decir que no a lo que no quieres.
Constanza Díaz Hauser 2015

Constanza Diaz

Perfectamente imperfectas es un lugar para mujeres reales, sin filtro. Un lugar de información, desahogo y entretención. Perfectamente imperfectas es una revista digital con noticias, actualidad, tendencias, columnas y mucha información de vanguardia para las mujeres que se atreven a decir lo que piensan. Las cosas tal y como son. Sin maquillaje.

Pin It on Pinterest