El caso de Gabriel Cruz, el horrible infanticidio que remece a España y el mundo

Era un pequeño de ocho años. Sus cercanos lo describen como un niño amable, generoso y cariñoso. Gabriel era un niño lleno de vidas y sueños. Tenía todo un futuro por delante. Futuro que fue truncado para siempre. Todo el país lo buscó. Sus padres desesperados llamaban por pistas del rastro de su hijo desaparecido en Nijar, al sur de España. La principal sospechosa es hoy la pareja del padre del niño, Ana Luisa Quezada. La madrastra. Una mujer dominicana que participó activamente de la búsqueda. Se mostraba, incluso, llorando frente a las cámaras y acompañando al padre de Gabriel. Pero la policía española comenzó a sospechar de ella pues en sus declaraciones se mostraba nerviosa y ambigua. Hasta que el pasado domingo en la mañana fue detenida saliendo de su casa. En el maletero de su vehículo llevaba el cuerpo de Gabriel. Celos. Motivos económicos. No se sabe con exactitud. El caso está siendo investigado. Lo cierto es que hoy hay unos padres desconsolados por el brutal crimen de su hijo. Y todo un país que lo llora. Nadie comprende cómo un ser humano es capaz de cometer tamaño acto. Es algo que jamás entenderemos. Sólo podemos decir, descansa en paz pequeño gran Gabriel. Y que la justicia se encargue de que paguen los que te quitaron la vida.

Constanza Diaz

Perfectamente imperfectas es un lugar para mujeres reales, sin filtro. Un lugar de información, desahogo y entretención. Perfectamente imperfectas es una revista digital con noticias, actualidad, tendencias, columnas y mucha información de vanguardia para las mujeres que se atreven a decir lo que piensan. Las cosas tal y como son. Sin maquillaje.